Get Adobe Flash player
header2

OCTAVA | ESTUDIANTES

En el cierre pareció encontrarle la vuelta

OctavaEdlpBalanceRamaSarmiento

Sin dudas que el 2015 no fue el mejor año de la 2000 albirroja. Si bien es una instancia formativa, el resultado es algo que no puede quedar al margen, por lo menos a la hora de hacer un análisis o un balance sobre el desempeño de un equipo de fútbol; en este caso el elenco dirigido por Mauricio Perotti.

Luego del empate en uno ante Racing, en la anteúltima fecha de la Copa Campeonato, uno de los hombres fuertes y habitual capitán de la 2000, Jorge Tapia dijo que “fue un campeonato complicado”. En esa línea, Nicolás Patrault también había resaltado, unas jornadas antes,  que “tuvimos un primer semestre malo”.

Las estadísticas hablan por sí solas de lo difícil que se le hizo el año para el conjunto Pincharrata. Solo consiguió 16 puntos gracias a tres victorias y siete empates. Las once fechas restantes fueron derrotas.  Esa cantidad de unidades le valió quedar anteúltimo en la tabla de posiciones, a 28 puntos de los 44 que sacó Boca, quien terminó primero y dio la vuelta.

Cabe destacar que entre las victorias se encuentra quizá el mejor partido del año de la Octava, que fue justamente ante Boca, flamante campeón del torneo. En ese partido, los dirigidos por Perotti realizaron un gran trabajo, le pelearon la posesión de la pelota al Xeneize y sobre el final, con gol de Patricio Ruscitti, pudieron festejar.

Casualmente, este último aspecto fue el más flojo de todos para la 2000 Pincha. En las 21 fechas del campeonato solo convirtió 17 goles, seis de ellos productos de Joaquín Yagante, uno de los destacados. El segundo lugar de los goleadores fue para Nicolás López, que con apenas tres tantos aparece por detrás del máximo artillero.

En ese sentido, el León fue el cuarto equipo que menos veces pudo vencer el arco rival, por detrás de Newell’s (13), All Boys (14) y Atlético Rafaela (14). Pero además, si del grito sagrado del fútbol se refiere, el conjunto estudiantil fue el segundo elenco más goleado con 36 conquistas, por detrás de los 41 que le convirtieron a la Crema que fue el último de la tabla.

Sin embargo, y a pesar que desde los resultados no le fue para nada bien a los de Perotti, cabe destacar la intensión y la propuesta que se intenta plasmar en la categoría.  En el comienzo del año el propio entrenador explicó que “el resultado no es lo que más nos interesa” y luego agregó que “queremos darle una identidad al equipo”.

Y en esa búsqueda estuvo la 2000 durante gran parte de la Copa Campeonato, ya que las fechas finales  parecieron darle un guiño de ojo para alcanzar ese objetivo, casualmente después de una derrota durísima ante Lanus (8-0) que debe haber dejado mucho para reflexionar internamente. Las últimas dos presentaciones fueron ante Racing y Argentinos, dos de los que terminaron arriba y fueron de lo mejor del  torneo. Fue empate de local ante la Academia (1-1) y una gran victoria por 1 a 0 frente al Bicho en condición de visitante. Sin dudas una respuesta positiva al arduo trabajo que se realizó durante el año.

Los resultados adversos y el saldo negativo desde lo estadístico hace difícil encontrar figuras sobresalientes, ya que el nivel entre los jugadores del grupo fue relativamente parejo. Se destaca, quedó a la vista, la potencia goleadora de Joaquín Yagantge, que se las arregló para marcar en seis oportunidades. Así también, la técnica y la gambeta de Nico López en la generación de juego fueron un punto alto de la Octava. Asimismo, no puede quedar afuera la entrega y el corazón de Matías Pellegrini, sin dudas uno de los que siempre está en la formación titular y que le aporta mucho temperamento al equipo.