Get Adobe Flash player
header2

JUVENILES | ESTUDIANTES

De local marcó la diferencia

F27EdlpRafaela

LETAL. Obregón fue la gran figura del triunfo de la Séptima.

BlasBonafini

 El Pincha no la tuvo fácil con Atlético Rafaela, sin embargo, y a pesar de la paridad durante toda la jornada, Estudiantes se hizo fuerte como local e inclinó la sumatoria a su favor. A las tres victorias como local, la Quinta aportó tres puntos desde el Autódromo, para alcanzar las doce unidades. Para como venían los números albirrojos, un bálsamo de puntos.

Antepenúltimo capítulo de un torneo irregular de Juveniles para Estudiantes, que esta vez y después de algunas fechas, pudo superar a su rival. Después de quince días sin actividad, y en una fecha atípica por las Elecciones Legislativas, el Pincha sacó 12 de 18 frente a Atlético Rafaela.

En City Bell Estudiantes impuso las condiciones, en tres encuentros sumamente parejos. En Séptima el Pincha recién pudo sacar ventaja sobre el cierre del primer tiempo. A la 2001 le faltaba la puntada final, y después de un gol anulado a Flores, Franco Zapiola marcó el 1-0 tras un pase dentro del área de Montiel. En el complemento, crecieron las figuras de Kociubinski y Obregón, y con dos conquistas de éste último el Pincha cerró un contundente triunfo por 3-0.

Luego, a la Octava le costó imponerse, y tras un par de buenas atajadas de Ezama, el triunfo vino desde el banco. Cuando el partido se moría, y las cartas ya estaban echadas, Franco Osez terminó una buena jugada de izquierda a derecha y con el pie bien abierto la puso sobre el palo izquierdo, para el 1-0 que sería definitivo.

El último encuentro fue similar al de los 2002. La Novena venía de una racha esquiva y quería volver al triunfo, cometido que pudo lograr también con un ingreso desde el banco de suplentes. El arco estaba cerrado y el triunfo quedaba vacante, pero Lautaro Sosa, en la primera pelota que tocó, la acomodó junto al poste izquierdo para la ventaja final.

Solo la Quinta pudo sumar


La sumatoria en el Autódromo fue inversa a la de City Bell. Dos derrotas y la solitaria victoria de la Quinta, el producto de la jornada como visitante.

A la Cuarta no le salió nada y perdió sin atenuantes con Atlético Rafaela. El local impuso las condiciones y se aseguró un contundente 3-0, para que la 97-98 vuelva con las manos vacías.

La Quinta sacó pecho en el complemento y logró un trabajoso triunfo. Primero Franco Vica y después el "Ruso" Ricciardi marcaron para que el equipo de Gustavo Salinas se imponga por 2-0.

Por último, a la Sexta se le escapó el empate que estaba consiguiendo. Deian Verón había empatado transitoriamente con un lindo gol pero a la Crema le quedó una maniobra más y se llevó el pleito 2-1.

Doce puntos que significan volver a ganar una jornada, después de flojas sumatorias. A falta de dos fechas para el cierre, el Pincha adelantó y tuvo recompensa. Ahora se vendrá River, en una exigencia grande para el final del torneo.